sábado, 14 de abril de 2012

MEMORIAS DE ERASE UNA VEZ UNA ENFERMERA

Cada día trae su propio afán...dice mi madre

Hoy tengo tiempo para pensar, para soñar, para planear, para actuar, para sugerir, para vivir..
Ha venido otro colega a trabajar conmigo en el piso, su radio de acción serán los pacientes quemados, aunque yo no dejare de estar con ellos, trabajaremos en equipo
Por lo tanto hemos recorrido los dos, los corredores, los cuartos y hemos bajado al departamento de enfermería para discutir nuestro trabajo, como siempre pasaremos una carta en la que pediremos más autonomía por parte de enfermería en el tratamiento  del paciente quemado, una autonomía garantizada, ya que analizando nuestra participación ella es activa, solo que permanece callada,  dentro del anonimato
Algo que quiero comentar, ahora los laboratorios tienen en cuenta al personal de enfermería, hemos sostenido una charla  visita de un representante de un laboratorio que produce solución esterilizante, catéteres para venopunción  material para curación, enfatiza en las ventajas de la solución esterilizante que ofrece, de los estudios comparativos, y luego al rato aparece otro representante que habla de la adulteración de los productos específicamente de la solución esterilizante que  su colega del otro laboratorio nos estaba ofreciendo.
JUNIO 4 DE 1982
Escucho  un  grito lastimero, por decirlo así, es ella , con sus 20 años,  tiene síndrome de Down,  se quemó con pólvora,  como gime, como llora, su  gemido se te clava en los oídos, en el alma, en el recuerdo y se pregunta uno porque?
El otro paciente que conmueve es él, con sus 28años, con su mente de niño y su cuerpo de más o menos 6 años, tiene parálisis cerebral, no sé en que grado, adopta posición fetal, no camina, no controla esfínteres, no come por si mismo, se quemó con una veladora que le cayó encima de la cobija de su cama en la que vegeta, inmóvil, con escaras, con sus ojos saltones, a veces con su sonrisa de niño, el cirujano plástico me dijo _”ay jefe”  cuando le dije que el único paciente que había para injertar era él, pues el me delega esa decisión, la de escoger los pacientes que están listos para injertar, no obstante sus condiciones, los injertos pegaron maravillosamente…
JUNIO 8 DE 1982
Días  friolentos, todos los hospitales que conozco son fríos y éste como está en la loma no se quedó atrás.
Quiero llamar la atención sobre la irresponsabilidad de algunos en manejar la vida de los otros, es el caso de un niño de 8 años, de grandes ojos y largas pestañas, tez pálida y sonrisa triste, que estuvo siendo tratado en una droguería como parasitismo, resultado una apéndice perforada, afortunadamente cayo  en manos  de nuestro más joven y eficiente cirujano.
Ayer murió un paciente quemado en un 70% de su superficie corporal, y hoy en urgencias otro con 100%  de quemaduras, todo, se roció 5 galones de gasolina y se prendió un fósforo, al parecer la causa fue una decepción amorosa, se sabe de muchas formas de suicidio, en los periódicos se lee “- se disparó un tiro, se cortó las venas. Se prendió candela, ingirió veneno, se comió unos  totes, se murió de tristeza, de pena moral”- un médico me dijo que una forma de suicidarse sin dolor era dispararse un tiro en la boca, que quedaba descerebrado, de todas formas es una manera agresiva de suicidio y poco elegante, le dije,... 

1 comentario:

  1. chevere encontrar este tipo de espacios para compartir experiencias

    ResponderEliminar